+212 678511270

info@jankatours.com

Chefchaouen, la Perla Azul del Rif, una de las ciudades más pintorescas
fade
3369
post-template-default,single,single-post,postid-3369,single-format-standard,mkd-core-1.1.1,mkdf-social-login-1.2,mkdf-tours-1.3.1,mkdf-boxed,voyage child theme-child-ver-1.0,voyage-ver-1.4,mkdf-smooth-scroll,mkdf-smooth-page-transitions,mkdf-ajax,mkdf-grid-1200,mkdf-blog-installed,mkdf-breadcrumbs-area-enabled,mkdf-header-standard,mkdf-no-behavior,mkdf-default-mobile-header,mkdf-sticky-up-mobile-header,mkdf-dropdown-default,mkdf-dark-header,mkdf-fullscreen-search,mkdf-fullscreen-search-with-bg-image,mkdf-search-fade,mkdf-large-title-text,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.4,vc_responsive
Janka Tours / Destinos  / Chefchaouen, la Perla Azul del Rif

Chefchaouen, la Perla Azul del Rif

Este fin de semana, en una de nuestras rutas por Marruecos, nos hemos “perdido” por Chefchaouen. Conocida como Chefchaouen o Chaouen, es una de las ciudades más pintorescas de Marruecos. Situada al noroeste del país, en las estribaciones de las montañas del Rif, es conocida también como la” Perla del Norte” o la “Blue City“. Su nombre en rifeño “Accawen” significa “los cuernos”, en referencia a los dos picos visibles desde la ciudad. Chefchaoeun destaca por su magia, sus tradiciones y por el irresistible encanto de sus calles teñidas de azul intenso y blanco.

Durante siglos, Chaouen fue considerada una ciudad sagrada por lo que la entrada a los extranjeros estaba prohibida. Es por esta razón que su fisionomía medieval se ha mantenido sin grandes alteraciones.

¿Por qué enamora Chefchaouen?

Chefchaouen enamora por muchas razones: el encanto de un pueblo de montaña en un entorno natural, el magnetismo de sus gentes y la gran variedad de artesanía que dificilmente se puede encontrar en otras partes de Marruecos. Perderse por sus laberínticas callejuelas azules llenas de pequeños comercios de artesanía es un verdadero placer. En su plaza Uta Al-Hamman se encuentra la Gran Mezquita y la Kasbah. No olvidar visitar los famosos lavaderos y el antiguo “caravasar”, ocupado en la actualidad por pequeñas tiendas y por artesanos de la madera, el hierro y el cuero.

En definitiva, pasear por las calles de Chefchaouen ha sido un verdadero festival para los cinco sentidos.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies